Qué es la revisión técnica vehicular

¿Cada cuanto hay que pasarla? ¿Qué ocurre si circulas sin el certificado de revisión técnica? Todas esas y más preguntas aquí respondidas.

Qué se revisa en la revisión técnica de vehículos

Una revisión técnica o inspección técnica de automóviles es el chequeo precautorio que se efectúa periódicamente frente a un ente certificador en donde se comprueba que el vehículo cumpla con las reglas de seguridad y emisiones contaminantes.

Todos y cada uno de los automóviles de más de 3 años de antigüedad deben pasar por estas revisiones técnicas de forma obligatoria.

La vigencia de un certificado de revisión técnica va a depender del género de vehículo y puede cambiar entre tres, seis y doce meses.

Para pasar por la revisión técnica obligatorio, el conductor debe asistir a alguna de las plantas de revisión técnica autorizadas en Chile y presentar su tarjeta de identificación vehicular y SOAT (seguro del vehićulo). En caso que ya haya pasado por una revisión técnica previamente, se debe presentar el certificado vencido o por vencer.

La primera cosa que los técnicos efectuarán es la inspección visual en donde lo que harán será comprobar la carrocería, espéculos, parabrisas, láminas de seguridad, parachoques, chasis y vigas esenciales del auto.

Además de ésto probarán los diferentes sistemas como la suspensión, la amortiguación, la dirección y los frenos de cada uno de ellos de los neumáticos y ejes.

El sistema eléctrico asimismo es revisado.

Se comprueba la cantidad, intensidad y alineamiento de las luces.

Otro punto esencial de revisión es la emisión de gases, puesto que el auto debe cumplir con las demandas del MTC y no pasar los límites máximos tolerados de para no contaminar el medioambiente.

Normalmente en una revisión técnica vehicular se examina que todo el vehículo se halle en buen funcionamiento.

Mas si tu auto no pasa en ciertos aspectos, lo que deberías hacer es llevarlo a arreglar antes de sacar hora para la revisión técnica de nuevo o darle el mantenimiento preciso y así puedes regresar en treinta días para una nueva inspección.

Cuál es el propósito de la revisión técnica de este proceso

Pasar la revisión técnica cumple con un fin específico y es uno de los métodos principales para proteger la seguridad vial en Chile.

Este asegura que los automóviles tengan las condiciones perfectas para su adecuado funcionamiento y al tiempo cumplan con la normativa ambiental, establecida como la regla para la emisión de gases contaminantes.

Cuando debo efectuar la revisión técnica

Existen dos plazos diferentes.

El primero es cada 1 año y obedece a un calendario preferente basado en el número de placa de los automóviles con el fin de eludir la aglomeración en los centros de revisión técnica.

El segundo es cada 6 meses responde a casos concretos para aquellos automóviles dedicados al transporte público como taxis, buses y particulares con capacidad de más de nueve personas, automóviles con cargas mayores a uno con setecientos cincuenta kilos con remolques semirremolques, automóviles que emplean comburentes no tradicionales y por último los automóviles que circulan en la zona metropolitana y que están anotados en el registro de automóviles automotores.

Esta norma afecta desde antes del 1 de septiembre de mil novecientos noventa y dos y de igual forma también se ven afectados los jeeps y camionetas registradas tras la fecha en cuestión.

Qué pasa si mi vehículo no pasa la revisión técnica

En un caso así el vehículo puede ser reparado en un plazo de quince días para regresar a presentarlo al mismo centro de revisión técnica y con las correcciones efectuadas.

Haciendo eso se evita un segundo pago por las tarifas de la revisión técnica, una buena forma de cuidar su dinero, en caso contrario, se corre el peligro de no tener la revisión técnica al día y caer en una posible infracción.

En cambio, la seguridad del conductor y sus compañeros está en juego al paso que, por otra parte, hay riesgo de multa.

Estas multas pueden tener un descuento del veinticinco por ciento si se pagan en cinco días y en el caso de ser conductor reincidencia a las multas se multiplica su valor y en último término puede llegar a perder la licencia debido a la acumulación de multas.

Aparte de la multa, los policías tienen la orden de retirar el vehículo de circulación siendo su destino los corrales, otro gasto más por si no fuera suficiente no tener la revisión técnica al día.

Esta situación vuelve imposible renovar el permiso de circulación, ya que es una de las cosas que necesitas para pasar la revisión técnica después de todo, cumplir con este requisito acaba por ahorrarte dinero y lo más esencial te prosigue dando la seguridad que tu y tu familia merecen.